21 sept. 2011

Recuerdo a Antonio Millán Díaz "Carnicerito de Ubeda"

Hoy se conmemora el 64º aniversario del nacimiento del diestro ubetense Antonio Millán Díaz “Carnicerito de Ubeda”.
Antonio Millán Díaz “Carnicerito de Úbeda” como conoce todo aficionado taurino de la ciudad, nació el 22 de septiembre de 1947. Conocido por haber salido como triunfador por la puerta grande de la Plaza de Toros de Las Ventas, en Madrid, tres veces como novillero en 1967 y otras tres como matador en 1971. Da sus primeros pasos en el matadero de la ciudad, sigue en tentaderos y fiestas camperas. Su primer traje de luces lo viste en Úbeda el 28 de mayo de 1964. Corta dos orejas del novillo de Francisca Jiménez. Después le siguen dos decenas de espectáculos para torear su primera novillada con picadores en Jaén el 13 de junio de 1965, donde da muerte a reses de Juan Pedro Domecq junto a Andrés Jiménez Torres “El Monaguillo” y Fernando Tortosa. En Las Ventas se presenta el 5 de marzo de 1967 para alternar con Gregorio Lalanda y Adolfo Rojas en la lidia de cinco reses de la ganadería de “Maribáñez” y una de Amelia Pérez Tabernero. Triunfa cortando una oreja y es repetido el domingo siguiente. Su temporada novilleril es triunfal sumando cincuenta y cinco actuaciones y cortando ciento ocho orejas. Por otra parte, intervino en repetidas ocasiones como espada único, circunstancia rara en los novilleros, tal fue el caso en Huelva, en Sevilla, en la plaza de Vista Alegre en Madrid. Logra salir de Las Ventas seis veces por la Puerta Grande.
Al comienzo de la siguiente temporada toma la alternativa en Ubeda, el 10 de marzo, al cederle Antonio Ordóñez, ante Ángel Teruel, la muerte del toro “Cantito”, negro, número 62, del hierro de Lisardo Sánchez. Corta tres orejas y un rabo. Cierra el año con veintinueve actuaciones en su haber y el siguiente se viste de luces veinticinco tardes, entre ellas la de su confirmación de alternativa, el 20 de mayo, en plena Feria madrileña de San Isidro. Actuaron Paco Camino y Francisco Rivera “Paquirri” como padrino y testigo de la ceremonia, respectivamente, el ganado fue de Pío Tabernero, atendiendo el de la cesión por el nombre de “Hacendoso”. Lo más notable de su toreo fue el pase natural, el purísimo toreo de frente que muchas tarde lucía y la suerte de matar que dominaba con excelencia.

 Antonio Millán en su personal pase de frente

Hoy su sobrino Juan Antonio sigue sus pasos

En este efeméride, su Peña Taurina rinde a Antonio Millán un merecido homenaje, a la vez que pide un reconocimiento y un puesto digno en la Feria de Ubeda de este año para Juan Antonio, un torero que estando en su mejor momento es injustamente maltratado por el Ayuntamiento de Ubeda, único órgano que puede hacer justicia ante esta situación.

El Ayuntamiento de Ubeda vuelve a castigar a sus toreros

TARDE CAMPERA EN PUERTAS DE UNA FERIA TAURINA 
Juan Antonio y Juan Luís, dos toreros maltratados en su pueblo por el propio Ayuntamiento, que no tiene la suficiente fuerza ante el empresario para que entre nueve toreros que componen los carteles, no puedan torear o lo hagan en el lugar que les corresponde.
Ante la imposibilidad de hacer el paseíllo en la Plaza de Ubeda ante su pueblo, los toreros ubetenses se reúnen para disfrutar de una tarde toreando entre amigos.
Los toreros Juan Antonio Millán “Carnicerito de Ubeda” y Juan Luís Pizarro, ofrecieron en la tarde del martes todo un recital de toreo a los poquitos privilegiados que tuvimos la ocasión de acompañarles.
Entre los invitados estuvo José Viedma, un nuevo novillero de la ciudad que ante su debut, mañana día 25 en la Plaza de Toros de Jaén, el torero “Carnicerito de Ubeda” no dudó en ofrecerle dos becerras para que se midiera con ellas ante tal evento, algo que el bisoño torero agradeció enormemente al maestro Juan Antonio Millán.
Sigo reivindicando que los toreros de Ubeda deben tener un puesto en su feria, máxime habiendo una sustanciosa subvención. Pienso debería plantearse en caso de que los carteles no llegaran a concluir con los toreros anunciados en un principio, sean ellos los que torearan de producirse una sustitución y no ocurra lo que el pasado año.
Al señor Alcalde José Robles le diría -si es que le sirve de algo- lo que en cierta ocasión escuché de muy niño a un anciano, si tienes que pelearte, hazlo con alguien que viva lejos, nunca lo hagas con tu vecino, no es de buen gusto verle venir de frente y tener que cambiar de acera.
El Ayuntamiento y solo él, tiene la fuerza y el poder, para rectificar y no demostrar la fragilidad demostrada hasta el momento para que azoten como verdugos a sus hijos. Los toreros de Ubeda merecen un puesto en su Feria.

Pinceladas de una tarde

 Juan Antonio Millán "Carnicerito de Ubeda"







Juan Luís Pizarro
El novillero José Viedma


Terna para una tarde de Otoño por San Miguel